Congreso aprueba interpelación a ministra de Educación

Congreso aprueba interpelación a ministra de Educación


26 agosto 2017
  • Compártelo con:
Durante el debate en el pleno, la oposición cuestionó con dureza su labor para resolver la prolongada huelga de maestros
El pleno del Congreso aprobó este viernes interpelar a la ministra de Educación Marilú Martens por la huelga de maestros que tiene más de dos meses y aún no tiene visos de solución.Como era de esperarse, el pleno del Congreso de la República admitió el pedido de interpelación presentado por el Frente Amplio (y respaldado por parlamentarios de Fuerza Popular, Acción Popular y el APRA) contra la ministra de Educación, Marilú Martens, en el marco de una huelga de los maestros del país que no tiene cuándo acabar.
 
Idel Vexler: Minedu habla de reconocimiento al mérito, pero no le da oportunidad a maestros
 
El resultado de la votación fue 79 votos a favor del recurso, 12 en contra y seis abstenciones.
 
De esta forma, el titular del Congreso, Luis Galarreta (FP), informó que la ministra Martens deberá acudir al Palacio Legislativo el próximo viernes 8 de setiembre, a fin de responder un pliego de 40 preguntas “sobre la huelga magisterial, el proceso de diálogo con los docentes y el impacto de esta paralización en los estudiantes”.
 
“CULPABLE”. El primero en tomar la palabra durante el debate fue el vocero del FA, Marco Arana, quien acusó a Marilú Martens de un “abandono de la educación pública”.
 
Asimismo, la calificó de “incapaz” dado que, advirtió, “en este momento están reprimiendo a maestros en las clases”.
 
“No funciona la estrategia del Gobierno de hacer creer que la culpa la tiene el rondero Pedro Castillo”, manifestó el izquierdista.
 
En la misma tónica y desde la tienda “naranja”, la legisladora Rosa Bartra sostuvo que si bien la ministra recibió un sector con conflictos, “no hubo diálogo para que se resuelvan”, desde un primer momento.
 
Consideró, además, que la jefa de la cartera de Educación “planteó decisiones absurdas”, como tildar a los docentes de terroristas. “Despacha desde el escritorio sin preocuparse por el país”, criticó.
 
Y añadió -de forma tajante-: “La ministra Martens, la bachiller Martens, es la culpable de la huelga”.
 
A su turno, Mauricio Mulder (APRA) anotó que “los ministros tienen el deber de contestar las preguntas del Parlamento. ¿Qué tanto miedo hay a la interpelación?”, se preguntó.
 
NO ES EL MOMENTO. Acto seguido, voces divergentes de las anteriores expresaron que no es el momento de una interpelación, dado que aún no se levanta la protesta de los educadores.
 
En marco de ello, el vocero alterno de Peruanos Por el Kambio, Juan Sheput, dijo que “no es oportuna una interpelación”, pues “nos pondríamos del lado del señor Pedro Castillo”.
 
En el mismo sentido, César Villanueva (APP) indicó que su grupo parlamentario está a favor de que la ministra comparezca ante el Legislativo, pero recalcó que “queremos resolver el problema de la huelga”.
 
A continuación, como viene siendo costumbre, Kenji Fujimori se puso al extremo de la posición de su bancada y señaló que no es el momento adecuado para una interpelación.
 
Según dijo, es mejor esperar a que solucione la protesta social. “No podemos hacer cálculo político”, refirió.
 
CONFIADA. Por su parte, la titular de Educación, Marilú Martens, manifestó que se encuentra tranquila ante el pedido de interpelación en su contra, y acudirá al Congreso para informar y contestar todas las interrogantes planteadas.
 
“Voy tranquila. Hay mucho que informar. En la comisión (de Educación) no estaban todos los congresistas. (...) Sé de la preocupación, pero también del gran interés que han mostrado muchísimos congresistas que han participado de estas etapas”, señaló en RPP Noticias.
 
Aseguró que entre tanto su sector continúa “trabajando por todos los canales y vías posibles para terminar con la huelga (de maestros)”.
 
Consultada sobre el calificativo del dirigente Pedro Castillo de “tremendo error” que el Minedu inicie el plan de reemplazo a los docentes huelguistas, indicó que “definitivamente el profesor Castillo no siempre tiene la razón en sus apreciaciones”.
 
“Me imagino que él como otros peruanos deben saber que aquí lo primero son los estudiantes. Si ellos se mantienen en la huelga, lo que debemos hacer lamentablemente es reemplazar a profesores que no asisten a las clases, y contar con nuevos a través del proceso de contratación”, recalcó restando importancia a la denominación de “la bachiller”, hecha por la congresista Bartra: “Tengo tantas cosas importantes en las que pensar, como los estudiantes, que no he reparado en eso”.
 
En otro momento, exhortó a los maestros a regresar a sus centros educativos a través de los puentes aéreos y marítimos que su sector ha propuesto; y destacó la labor de la Asociación de Padres de Familia (Apafa), a fin de exigir que los docentes retornen a las aulas en beneficio de los estudiantes.
 
RESISTENCIA. La mañana de ayer, el dirigente Pedro Castillo se mostró en contra de la disposición del sector Educación para que los gobiernos regionales asuman un plan de reemplazo, en caso de que los docentes en el país no retornen a las aulas.
 
“Sería un error tremendo que cometería el Ministerio de Educación, porque en ese caso veríamos que los maestros se enfrenten unos contra otros. Además, el profesor que se somete a eso se está comprando un juicio inmediato, porque el profesor tiene derecho a su trabajo. Sería un error grave, esa no es la solución, sino ponernos a conversar”, señaló en diálogo con Canal N.
 
Reiteró que los maestros no se oponen a la evaluación docente, sino que exigen que esta sea responsable, permanente y obligatoria y se realice “teniendo en cuenta el contexto sociológico en el que se desarrolla la escuela”.
 
“Qué culpa tenemos nosotros que el profesor garantice buenos medios y materiales, si el profesor con su precaria economía debe pagar algunas estrategias y entrega de materiales. Si el Minedu solo envía textos a los colegios. Necesitamos una evaluación responsable”, explicó.
 
Sobre la posible participación de monseñor Luis Bambarén, expresó: “Agradecemos la actitud respetuosa por parte de la Iglesia. Cualquiera sean los interlocutores para aperturar el diálogo, bienvenidos sean”.
 
Postura
 
“Estoy dispuesto”
 
El monseñor Luis Bambarén mostró su disposición a participar como mediador entre el Gobierno y los maestros huelguistas a partir del lunes 28. Dijo que espera que la invitación sea extendida por el propio Pedro Castillo.
 
“Yo sí estoy dispuesto, pero a partir del lunes. (...) Preferiría que él mismo (Pedro Castillo) me llame por teléfono y se comunique o si no, sería un paracaidista y eso no lo hago”, dijo.

Comentarios

Visitas: 890